Menu
Cart 0

Heaven's Checklist (Spanish)

  • $ 3300

PrintMyTract.com logoNOTE: This item is custom-printed to order (click for more details).

Printing Time
Tract Quantity
Add Your Custom Imprint—FREE! (click for more details)

 


  • Estimated shipping date: Monday, November 12 (Click for more details)
  • SKU:
  • Format: Folded Tract
  • Paper: Gloss Text
  • Size: 3.5 inches x 5.5 inches
  • Pages: 4
  • Version: LBLA

Show all item details


The full text of this tract is shown below in the LBLA version. (Do you want to print this tract in a different version than the one listed? Contact us and let us know what you're looking for—we may be able to create the alternate version for you at no charge.)

¿Has hecho lo suficiente?

¿Cuántas cosas en la lista has hecho? Algunos dirán: “Yo puedo marcarlas todas. Definitivamente iré al cielo”. Otros dirán: “Yo sólo he hecho cinco, pero eso debería ser suficiente para inclinar la balanza a mi favor”. ¿Qué tal si sólo pudieras marcar una cosa? ¿Todavía podrías ir al cielo? La verdad es que realmente no importa cuántas cosas buenas hayas hecho, porque ninguna de ellas te salvará del juicio de Dios. ¿Estás sorprendido?

Es muy tentador pensar que podemos compensar a Dios por las cosas malas que hacemos (nuestros pecados), haciendo buenas obras. Pero la Biblia dice: “Porque por gracia ustedes han sido salvados mediante la fe; esto no procede de ustedes, sino que es el regalo de Dios, no por obras, para que nadie se jacte” (Efesios 2:8-9; NVI).

¿Hacer, o hecho?

Alguien ha dicho que en realidad sólo hay dos religiones en el mundo: una de ellas enseña: “Tengo que hacer…”, y la otra proclama: “Ya está hecho”. Una de ellas es nuestro intento de alcanzar a Dios, pero la otra muestra a Dios bajando del cielo para rescatarnos a nosotros.

La Biblia nos habla del amor de Dios al enviar a Su único Hijo, Jesucristo, a quitar nuestro pecado y tomar sobre Sí mismo el castigo que merecemos. Leemos que: “Dios demuestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” (Romanos 5:8).

Cuando Jesús entregó Su vida, exclamó: “¡Consumado es!” (Juan 19:30). Jesucristo lo ha hecho todo. ¿Qué podríamos agregar a la obra perfecta del Hijo perfecto de Dios?

El camino de Dios

Cuando el Apóstol Pablo resumió el camino al Cielo, lo describió como: “…arrepentimiento para con Dios y… fe en nuestro Señor Jesucristo” (Hechos 20:21). ¿Qué es el arrepentimiento? Es reconocer que nuestros caminos están equivocados, y estar de acuerdo con Dios en que Su camino es el correcto. Dios dice: “NO HAY JUSTO, NI AUN UNO”, y en Sus ojos estamos “muertos en vuestros delitos y pecados” (Romanos 3:10; Efesios 2:1). Necesitamos alinear nuestros pensamientos con los de Dios; tenemos que reconocer que somos pecadores, y abandonar cualquier idea de que podemos salvarnos a nosotros mismos.

¿Qué significa tener fe en Jesucristo? Es creer en Su palabra, confiando plenamente en lo que Él ha hecho para lavarnos de nuestros pecados, y simplemente descansar en lo que ha prometido. Jesucristo dijo: “En verdad, en verdad os digo: el que oye mi palabra y cree al que me envió, tiene vida eterna y no viene a condenación, sino que ha pasado de muerte a vida” (Juan 5:24). “Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá (Juan 11:25).

Es tu decisión

¿Vas a seguir tu propio camino o el camino de Dios? Ninguno de nosotros es lo suficientemente bueno para ganar el perdón y la vida eterna; del mismo modo, ninguno es demasiado malo como para que Él no lo salve. Jesús ha prometido: “…al que viene a mí, de ningún modo lo echaré fuera” (Juan 6:37). Ahora es el momento de arrepentirse y de creer. Clama a Dios el día de hoy. “TODO AQUEL QUE INVOQUE EL NOMBRE DEL SEÑOR SERÁ SALVO” (Romanos 10:13).

Back to top of page


We Also Recommend